Cómo Trabajamos

Metodología para la Planificación Patrimonial y Fiscal

Cuando se trata de asuntos legales como la planificación patrimonial, todo el mundo tiene una opinión distinta, pero solo un abogado especializado cuenta con la experiencia necesaria para ayudarle. El internet está lleno de mitos rumores acerca de cómo preservar su patrimonio, esparcidos por individuos que no son abogados y que por lo tanto están tratando de venderle un producto sin conocer el mercado. Hay incluso abogados y páginas web que dicen trabajar con “abogados” que abordan este tema de una manera generalizada sin tomar en cuenta que es un servicio individualizado por naturaleza y específico a las normativas legales de cada jurisdicción. La realidad es que se necesitan análisis legales e impositivos complejos y multidimensionales para desarrollar e implementar un plan patrimonial que pase sin problemas el escrutinio del IRS, en caso de una auditoria, y que prevalezca en la Corte en caso de una demanda o proceso sucesoral.

Si bien nuestro enfoque en asuntos societarios y mercantiles varía de acuerdo al contexto comercial y a los objetivos económicos de nuestros clientes, la mayoría del trabajo que hacemos en preservación de patrimonios parte de los mismos principios fundamentales. En primer lugar, buscamos obtener la mayor protección legal para sus activos, minimizar su responsabilidad personal en relación a sus negocios o inversiones, reducir la carga impositiva a los mínimos legales y designar cuándo, cómo y a quien se le deben transferir sus bienes en caso de muerte o incapacidad. Los planes para alcanzar estos objetivos requieren de una Metodología específica que puede dividirse en una fase de Diagnóstico y otra de Implementación.

Diagnóstico

  1. Consiste en una reunión inicial donde le explicamos las normas relevantes que aplican en su caso, recabamos información acerca de sus bienes, circunstancias personales, objetivos y limitaciones, y a veces podemos dar asesoramiento preliminar hasta que queden claros los resultados del análisis completo.
  2. Revisamos los documentos pertinentes a sus negocios, inversiones y otros activos, colaboramos cuando es apropiado con su consejero financiero y/o contador y en algunos casos ejecutamos pedidos de información adicional o preguntas específicas.
  3. Análisis de toda la información recabada y desarrollo de una serie de recomendaciones a implementar para obtener la mayor protección legal para sus activos, minimizar su responsabilidad personal en relación con sus negocios o inversiones, reducir la carga impositiva al mínimo legal y designar cuándo, cómo y a quién se deben transferir sus bienes en caso de muerte o incapacidad. Le presentamos nuestras recomendaciones junto con un presupuesto del costo para implementar cada una de ellas en la fase de Ejecución.
  4. Selección de la estructura legal óptima que se debe crear para cada activo y consejos acerca de los métodos más efectivos para transferirlos a la nueva estructura legal.

Ejecución

La fase de Ejecución involucra el establecimiento de las estructuras legales óptimas identificadas en la fase de Diagnóstico y la transferencia de cada activo a la estructura apropiada, lo cual normalmente involucra:

  • Elaboración de borradores de acuerdos entre compañías
  • Ejecución de los documentos fundamentales para la planificación de su sucesión en caso de muerte o incapacidad
  • Trusts o fideicomisos sofisticados, sociedades familiares
  • limitadas y planificación en el exterior
  • Conversión, formación o recapitalización de entidades de negocios
  • Ejecución de sociedades, accionistas o acuerdos operativos
  • Cambio del título de las acciones y bienes raíces
  • Reubicación de inversiones líquidas
  • Refinanciamiento/ apalancamiento de activos
  • Compra de seguro de vida o anualidades

Antes de completar la fase de Implementación, usted sabrá por qué creamos cada estructura legal, cómo funciona y lo que usted debe hacer para preservar su efectividad legal.

Consultas

Nuestro bufete no cobra por consultas breves para determinar si somos la firma adecuada para sus necesidades y para estimar cuánto costaría un Diagnóstico formal.

Sin embargo, la mayoría de las personas que piden una cita es para discutir una situación personal, informarse sobre asuntos legales complejos y recibir asesoramiento en cuanto a lo que pueden y deben hacer, pero todavía no están listos para contratar a nuestro bufete para un Diagnóstico completo.

En estos casos, reservamos una cita de dos horas para hacer una evaluación informal a cambio de una tarifa fija, que normalmente se aplica a los cargos por implementar las recomendaciones que usted quiera que nosotros ejecutemos por usted.

¿Tiene Preguntas?

Contáctenos